23.5.13

Historia del león como emblema de Zaragoza

Ahora que vuelve a estar en primer línea de observación el león de Zaragoza por su cartel de Fiestas del Pilar 2013, nos vendría bien recordar algo sobre esta figura que representa a la ciudad en su escudo de armas y a partir de el en sus emblemas, banderas, etc.

Se ha dicho mucho tiempo que el león de Zaragoza venía de tiempos de los romanos, de la Cesaraugusta primitiva y que fue un emblema otorgado por el propio Cesar Augusto.

La teoría más reciente y lógica nos indica que fue el Rey Alfonso VII, que en la disputa del Reino de Aragón tras la muerte de Alfonso I el Batallador y dejando este en herencia su reinado al Santo Sepulcro de Jerusalen se optó por no hacerle caso y sacar del convento a su hermano Ramiro II El Monje  para que pudiera tener descendencia y nombrarlo Rey.

Alfonso VII hijastro de Alfonso I, hijo de Doña Urraca que era la viuda del Rey Batallador y deseoso de unir Aragón a Castilla entró en Zaragoza con las intenciones de apoderarse de Aragón sin que Ramiro su legítimo Rey pudiera hacer mucho pues no disponía de soldados suficientes para hacer frente a los belicosos deseos del Rey castellano. Sabedor de que era más poderoso que el Rey de Aragón llega a un acuerdo de vasallaje entregando por poco tiempo el Reino de Aragón al Rey de Navarra García Ramírez.

La enemistad con el monarca aragonés se resuelve en 1136 cuando Alfonso VII quita al rey navarro y le ofrece el Reino de Aragón a Ramiro II el Monje en el pacto por el que llegan tras acordar la boda de sus hijos Petronila y Sancho, aunque finalmente el matrimonio no se celebrará ya que Petronila se casa con el conde barcelonés Ramón Berenguer IV, lo que va a suponer la unión entre el Reino de Aragón y el Condado de Barcelona. Hay que recordar que en aquellos siglos lo que no se podía resolver con guerras se arreglaba con bodas.

Aquellos pactos, apaños o acuerdos nos llevan al que el Rey leonés Alfonso VII para demostrar que era Rey de Aragón por las bravas militares, obligara a que la ciudad capital del reino tuviera un león rampante en su escudo de armas. Efectivamente, similar al que lleva la ciudad de León.

El de Zaragoza es un león rampante, coronado y mirando a la izquierda, sobre fondo rojo y de oro. A partir de aquí se le han ido añadiendo que si coronas de laureles que si títulos, que si enmarcaciones con más coronas, etc. Si el león está coronado no necesita que su marco también lleve coronas, pero ya se sabe que la coronas molan mucho.

Es sobre fondo rojo, que es de menor importancia heráldica que el de León que va sobre fondo plata, aunque hoy el rojo sea más bonito. Pero Alfonso VII era muy suyo y quería dejar claro que Aragón era menos que León.

¿Por qué un león?, pues parece ser que fue el mismo Alfonso VII quien eligió poner un león en sus emblemas y banderas, como símbolo de poder y fuerza, que le representará a él y a su Reino. Él se hacía llamar “Emperador” e incluso practicó la guerra para conseguirlo. Tener un león, el primero en escudos heráldicos de Europa era un deseo lógico para quien aspiraba a tener todo el poder posible.


Nota del año 2016.: Ruego leer los comentarios, pues León está mal reflejado en esta entrada. La consideración de León como parte de Castilla es un gran error.

13 comentarios:

  1. Alfonso VII fue coronado Emperador de Hispania el 26 de mayo de 1135, y reconocido por los demás reinos cristianos, por el Conde de Barcelona, por varios condes del sur de Francia y por algún reyezuelo musulmán. Así que eso de que se hacía llamar emperador es una falacia, fue Emperador de Hispania.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente fue Emperador por que así quiso él serlo, pues lo molaba un riñón. Era quien mandaba más y el que más poder tenía por tener más soldados que nadie.
    No era Emperador pues no tenía un Imperio. Si acaso gran parte de España. Menos que el Rey Juan Carlos I y no cabría entender que hoy el actual Rey decidiera ser llamado Emperador.
    Para demostrar que era Emperador amenazaba, cambiaba reyes menores, se hizo llamar "Emperador" y elegía símbolos. Pero como digo en la entrada, para evitar guerras muchas veces se aceptaba lo que decía por las bravas, que no por las razones. Eran otros tiempos ¿Otros?
    Si fuera Emperador de un Imperio, ¿cómo deberíamos haber llamado a Fernando I, el Rey Católico?

    ResponderEliminar
  3. Llamas castellano a un rey leonés.es como llamar a un rey aragonés, rey de Cataluña. El título del emperador fue Imperator legionensis y de las hispanas y fue coronado en León. Doña Urraca era reina de León y ejerció como tal.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Tienes razón Teo. Y perdona el error. Esta entrada se publicó en el año 2013 y desde entonces he tenido la suerte de conocer un poco más el Reino de León y sus claras disputas por su reconocimiento real e histórico, separado de Castilla. Te animo a que nos mandes un texto sobre lo que hoy representa León o sobre lo que consideres oportuno. Hoy sin duda, tengo mucho más claro que León está muy mal encajado en la idea de muchos ciudadanos de esta nación de naciones, pues creemos que es parte de Castilla, de forma equivocada.

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias pq yo también creo que la Historia de Aragón y su reino ahora mismo es una gran desconocida y pq por distintos motivos personales considero a los aragoneses como hermanos. Mejor te doy la regencia de alguien que sabe más que yo. http://corazonleon.blogspot.com.es/2015/10/la-cronica-del-emperador-alfonso-en-hoy.html?m=1

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Una corrección a un comentario de Ajovin...
    "Si fuera Emperador de un Imperio, ¿cómo deberíamos haber llamado a Fernando I, el Rey Católico?"

    Fernando el Católico fue Fernando II (de Aragón), o Fernando V (en Castilla), o Fernando III (en Nápoles y Sicilia).
    A Fernando I, aunque era católico, se le conoce como el Justo, de Trastámara, de Antequera, o incluso el Honesto

    ResponderEliminar
  9. Tienes toda la razón, se me cayó "un palito", cachisla. je je je. Muchas gracias por tu corrección, sois fabulosos los comentaristas, una pena que en los últimos años los comentarios se pongan en las redes sociales, y no acompañen a las entradas, pues las clarifican, las pluralizan y como en este caso, las corrigen. Gracias.

    ResponderEliminar
  10. Hola Ajovin, lo primero de todo enhorabuena por el blog! Se descubre cosas muy interesantes. Ante esto he de comentar que no soy historiador; pero cuando se habla sobre la historia del león de Zaragoza, y más, me resulta extraña y tendenciosa el como se acepta, como versión oficial, la versión "leonesa".

    Sinceramente no tiene sentido, bajo la lógica y me explico: Siempre que un Rey conquistaba o anexionaba tierras imponía sus símbolos que los identificaba, así se ve como ejemplo en la Corona de Aragón con las barras aragonesas. Bien, si de verdad Alfonso VII hubiese impuesto su león como símbolo de Zaragoza, para declararla de alguna manera u otra posesión suya, debería haber sido del mismo color y es aquí donde radica la diferencia: los colores de ambas banderas, son diferentes! Por ejemplo: La bandera de Cerdeña es nada más ni nada menos que la cruz de San Jorge cantonada por cuatro cabeza de moros. Fue asumida como enseña territorial tras llevarla Pedro III (si no recuerdo mal), pero no por ello cambiaron el color de la cruz a amarillo y el fondo a rojo o cualesquiera.

    Sinceramente veo con poca probabilidad que el origen sea leones. Además, porque dos ciudades - León y Zaragoza - hayan tenido en su bandera un león no implica necesariamente que estas tengan un origen común. Pongámonos en el caso de Escalante, un pueblecito de Cantabria. Si miras su escudo en la Wiki veras que es similar al de Zaragoza, y no por eso Zaragoza y Escalante tienen relación alguna.

    Es conveniente leer a Sanchez Badiola - Historiador Leones - en uno de sus artículos en la sección "¿León o Zaragoza?". El enlace te lo pongo a continuación, es de libre descarga pulsando sobre el texto rojo "Texto Completo (pdf)":

    https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2380011

    Siento toda la parrafada, pero es esta la razón por la que no me gusta la Historia: es fácil de ser manipulada.

    Gracias.

    ResponderEliminar
  11. Bueno…, Victor, muchas gracais por tu texto. Cualqueir comentario es MUY bien venido, y si es explicado tan bien, más.
    No soy historiador, es verdad que en estos temas a veces pesa mucho no la hisotria real, sino la historia admitida. Admitida por muy diversos motivos, no siempre correctos. Estamos abiertos a cualqueir colaboración de tus textos. Un abrazo y muchas gracias

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...