16.12.15

Unidad Popular, ZeC, Podemos, CHA, IU, PSOE. Falta un líder que sepa unir

Todos hablamos ya del lunes próximo, como si el domingo hubiera pasado ya y conociéramos los números que sin duda, van a sorprender a todos. Pero es bueno trabajar siempre un poco por delante. Una pregunta que surgió ayer en un debate político en Zaragoza fue: ¿Y a partir del lunes, qué sucede con Unidad Popular?

La respuesta era importante pues con la casi seguridad de que va a ganar la derecha, toda la izquierda debe replantearse muchas cosas. Y digo toda la izquierda, donde también incluyo al PSOE aunque a muchos esto les suene a imposible por varios motivos. Mientras la izquierda no sepa  (o no quiera) trabajar unida por España no seremos capaces de hacer nada progresista desde un Estado perfectamente agarrado y agarrotado desde los poderes auténticos. Y Aragón va a necesitar tener presencia y fuerza, pues en estos próximos cuatro años vamos a delimitar un federalismo asimétrico que nos puede afectar negativamente.

Unidad Popular va a seguir como concepto político, como marca electoral y si sabemos hacerlo (que sabremos, sin duda), como grupo político propio. En España hay muchos casos de partidos políticos o marcas electorales que son la unión (que no la fusión) de varios partidos políticos. CIU, Compromís, IU, Anova, etc. Incluso todas las candidaturas nuevas de las denominadas Mareas son en sí mismas agrupaciones de varias opciones políticas con una ideología muy parecida. Agrupaciones que NUNCA suponen la fusión, la desaparición de las marcas propias e individuales que integran la “marca mayor”.

En Aragón tenemos un problema especial, alimentada por el personalismo del dirigente de Podemos. Ha sido posible agrupar junto a Podemos muy diversas opciones políticas de izquierda en zonas tan amplias como Valencia o tan cercanas como Huesca. Pero en Zaragoza y Aragón por ello, no quiso Echenique sentarse a simplemente hablar. ¿Cuantas semanas tuvimos algunos que ir detrás de una persona para simplemente mirarnos a los ojos?

Pero en Aragón este problema a partir del lunes se resolverá sin duda, pues no queda otra. ZeC que es quien gobierna en el Ayuntamiento de Zaragoza está compuesto por integrantes de la actual Unidad Popular y de Podemos  pero otros integrantes de Unidad Popular, los de CHA, no forman parte de ese gobierno municipal. ¿Serán capaces de asumir en el mismo grupo político de gestión, ZeC, esta dicotomía? En las Cortes de Aragón fue Podemos quien impidió que los diputados de Unidad Popular tuvieran Grupo propio. Y podría darse el caso que tras enero quisiera entrar en el Gobierno de Aragón un Podemos en clave ya estatal y con deseos de tener espacios propios. Un Podemos que tendría que trabajar codo a codo con el PSOE y CHA, mientras en el Ayuntamiento (casi) se odian de tapadillo. Es decir, hay que pulir y abrillantar estas relaciones. Cosa casi imposible, aunque en política nada es imposible, aunque sea complicado.

¿Y el PSOE qué? Pues sin duda depende de él. El PSOE no es uno, sino varios. Ellos no se dan cuenta, pero su personalidad política es tremendamente cambiante si están en los gobiernos o en las oposiciones. Tremendamente distinta entre sus dirigentes y sus propios militantes. Tremendamente diferente entre las propias familias que lo componen. Hay un PSOE que sin duda debería estar (e incluso desearía estar) en una agrupación de izquierdas; posiblemente hay cuatro que ni quieren, ni se les espera, ni es bueno que estén. ¿Qué PSOE habrá el lunes? Pues posiblemente el mismo (o no). Pero hay que respetar y mucho lo que han representado y siguen representando y por ello dejar que sean ellos mismos los que decidan qué quieren ser en el futuro.

Julio M. Puente Mateo
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...